Classical Music Home

Welcome to Naxos Records

Email Password  
Not a subscriber yet?  
Keyword Search
 in   
 Classical Music Home > Naxos Album Reviews

Album Reviews



 
See latest reviews of other albums...


Javier Mitchell
Culturalmente Incorrecto, June 2016

Naxos USA lanzó al mercado americano la edición en formato blu-ray del ballet “Don Quixote” (“Don Quijote”), producción de La Scala de Milán y con la coreografía de Rudolf Nureyev y grabada en vivo en el 2015. Los protagonistas de lujo de esta puesta son Natalia Osipova como Kitri / Dulcinea, Leonid Sarafanov como Basilio, Giuseppe Conte personifica a Don Quixote, Gianluca Schiavoni es Sancho Panza, Matthew Endicott es Lorenzo y Riccardo Massimi compone a Gamache, todos ellos acompañados por el Ballet de la Scala. La dirección es de Patrizia Carmine y el maestro Alexander Titov conduce a la Orquesta de la Scala de Milan. El diseño de escenografía es de Raffaele del Savio, Anna Annie es la responsable del vestuario y el diseño de luces está firmado por Marco Filibeck.

“Don Quixote” es el nombre de varios ballets creados por distintos coreógrafos y músicos, pero en la actualidad se refiere casi exclusivamente a la versión con coreografía y libreto de Marius Petipa y música de Ludwig Minkus, con prológo y cuatro actos, que fue estrenada el 14 de diciembre de 1869 en el Teatro Imperial de Bolshói de Moscú, Rusia y que, con algunas variaciones, sigue representándose actualmente. La obra de Petipa se basa libremente en la novela Don Quijote de la Mancha, de Miguel de Cervantes, y en particular en el episodio narrado en el capítulo XIX de la segunda parte, “Las Bodas de Camacho” (Gamache en el ballet), en el que se relata el romance entre el barbero Basilio y la joven Quiteria (Kitri en el ballet). En 1980, Nureyev montó en La Scala su versión del ballet Don Quixote y lo bailó con la prima ballerina italiana Carla Fracci. El teatro La Scala se sitúa en centro de Milán, a pocos metros de la famosa Galería Vittorio Emanuele (llamada el Salón de Milán) y de la Plaza del Duomo. Esta coreografía diseñada por Nureyev es la que interpreta el cuerpo de baile en esta oportunidad.

Nureyev modernizó la figura del bailarín clásico, suscitando clamores dignos de una estrella de rock, junto a célebres parejas como Margot Fonteyn o, en Italia, Carla Fracci. Fue también actor cinematográfico ("Valentino", de Ken Russell), coreógrafo y, en los últimos años de su vida, director de orquesta (como lo había demostrado en la Opera de Viena pocos años antes de su muerte). En su entierro y bajo acordes musicales de Bach y Chaikovsky, Ninel Kurgapkina, su partenaire en los tiempos en que ambos eran figuras en el ballet Kírov de Leningrado, recitó versos de Puskhin, Byron y Goethe. El féretro fue depositado en el cementerio de Sainte-Genevieve-des-Bois, sede donde reposan numerosas personalidades rusas que murieron en París.

Como mencionamos anteriormente, en 1980 Rudolf Nureyev introdujo su propia versión del trabajo de Marius Petipa en el repertorio para ballet. Conservando las grandes páginas clásicas y los bailes fuertes y ardientes, el coreógrafo propuso una puesta en escena cómica mediante una producción particularmente animada y alegre. Esta nueva versión muestra una relectura de la eficaz combinación de una España colorista y pintoresca, además de mostrar algunos elementos del espíritu de la commedia dell’arte.

La presente producción está teñida de colores muy españoles: marrones, ocres y rojos y posee un diseño de vestuario impresionante, impecable, realista y rico en detalles. La iluminación es por momentos clara y por momentos se tiñe de claroscuros y hasta a veces casi en penumbras, pero todo esto al servicio de los momentos más o menos dramáticos de la obra, según cada exigencia.

Respecto a Leonid Sarafanov y Olesya Novikova, son famosos, son respetados y son pareja. Para estos bailarines, las historias románticas que actúan cada día se volvieron realidad. Él es considerado uno de los mejores bailarines de la actualidad y desde el 2011 pertenece a las filas del Mikhailovsky Ballet de San Petersburgo como bailarín principal; ella ha sido galardonada con diversas medallas en las más prestigiosas competencias y desde su graduación se unió al Mariinsky Theatre y más recientemente al Bolshoi, donde es primera solista. Están casados, tienen un bebé y están considerados entre los mejores bailarines del mundo contemporáneo. Sus performances en esta oportunidad quitan la respiración y son impecables tanto desde lo técnico como desde la actuación y la gracia. El ballet de la Scala acompaña admirablemente en un ensemble que es prácticamente hipnótico.

“Don Quixote” es un ballet conocido sobre todo por sus pas de deux, incorporados hasta el hartazgo en los espectáculos de ballet que tratan de resaltar la maestría de determinados bailarines, pero que el público no necesariamente ha visto en su formato completo. Esta producción de La Scala de Milán es una excelente oportunidad para disfrutarlo a pleno con el aditivo de tener la impronta de Rudolf Nureyev. Es un verdadero show visual y artístico que invade los sentidos y que no podemos dejar de ver. Una oportunidad para apreciar y disfrutar de un ballet de altísimo nivel profesional. Culturalmente recomendable! © 2016 Culturalmente Incorrecto





Naxos Records, a member of the Naxos Music Group