Classical Music Home

Welcome to Naxos Records

Email Password  
Not a subscriber yet?  
Keyword Search
 in   
 Classical Music Home > Naxos Album Reviews

Album Reviews



 
See latest reviews of other albums...


Javier Mitchell
Culturalmente Incorrecto, January 2017

Philip Glass es, junto con Steve Reich y La Monte Young, uno de los líderes de la denominada escuela minimalista. Definida por sus secuencias repetitivas, en las que células musicales de esquema simétrico se suceden de manera prolongada, con alteraciones leves, graduales y progresivas, apunta a atrapar al oyente a través de su movimiento envolvente y la superposición natural de figuras.

Naxos USA distribuye en el mercado americano la edición en formato blu-ray de “Einstein On The Beach”, grabada en vivo en el Théâtre du Châtelet, Paris, el 7 de enero del 2014. Está dirigida por Robert Wilson, quien además diseñó la escenografía y la iluminación. La coreografía es de Lucinda Childs y el maestro Michael Riesman conduce el Philip Glass Ensemble. Está interpretada por Helga Davis, Kate Moran y Antoine Silverman, junto a la Lucinda Childs Dance Company.

Estrenada en el Festival de Avignon en 1976 y desarrollada en cuatro actos que deben ejecutarse sin intervalos, “Einstein on the Beach”, la más difundida de las óperas del autor estadounidense, incursiona en diversos episodios de la vida del gran físico y debió gran parte de su fama a la puesta original del talentoso artista Robert Wilson. “Einstein on the Beach” (hoy considerada un hito del teatro musical del siglo XX), fue la primera ópera de una trilogía basada en personajes que cambiaron el curso de la historia del siglo XX con sus ideas. La trilogía fue continuada con “Satyagraha”, creada para la Opera de Holanda en 1980, y “Akhnaten”, para la Opera de Stuttgart en 1984.

Glass y Wilson se encontraron por primera vez para discutir la perspectiva de un trabajo en colaboración, y se decidieron por una ópera que tuviera entre cuatro y cinco horas de duración basada en un personaje histórico. Wilson al principio sugirió Charlie Chaplin o Adolf Hitler, lo que Glass rechazó abiertamente, proponiendo a Mahatma Gandhi (más tarde la figura central de su ópera “Satyagraha”, con texto en sánscrito). Albert Einstein fue la solución de compromiso a la que llegaron. Recordemos que Glass también compuso “The Perfect American” (2013) sobre la figura de Walt Disney (http://www.culturalmenteincorrecto.com/2014/01/the-perfect-american-blu-ray-review.html).

“Einstein On The Beach” es un espectáculo casi místico de extraordinaria belleza plástica, aunque dada su duración Glass y Wilson le dicen a los espectadores que pueden retirarse libremente de la velada durante los interludios, regresando luego al recinto, tal como acontece en el teatro musical hindú. Algunos críticos han definido la obra como una “Comedia-ballet del siglo XX, de efectos psicotrópicos y desintoxicantes”.

Compositor singularmente prolífico, siempre con sus nuevas perspectivas de despliegue melódico cíclico en espacios de tiempo no acotados, Glass escribió obras para películas y representaciones teatrales, piezas corales, sinfónicas y para solistas, canciones populares y también, claro, óperas. “Einstein On The Beach” es el tipo de obra del que todo el mundo habla pero que no la han visto demasiadas personas, en parte porque se representa poco. Fue muy vanguardista cuando se estrenó en 1976. Lo curioso, como sostiene Philip Glass, es que el teatro no ha cambiado mucho desde entonces. Si el teatro se ha vuelto muy convencional en gran medida se debe a la influencia de la televisión y el cine. Y en ese contexto sigue siguendo vanguardista, no porque fueran tan adelantados a su época, sino porque el mundo se quedó atrás. El teatro ha empeorado, se han enseñado a los espectadores malos hábitos: lapsos cortos de atención e historias conocidas.

“Einstein On The Beach” es un espectáculo fascinante en donde se conjugan las obsesivas estructuras armónicas y rítmicas de la música con una puesta y una coreografía que parecen responder a ecuaciones matemático-plásticas, haciendo que el espectador pierda su sentido de la orientación en el espacio y en el tiempo (situación acentuada por la falta de una intriga narrativa), transformando el show en un viaje hipnóptico casi sobrenatural que constituye una experiencia única. “Einstein On The Beach” es una obra imprescindible. CULTURALMENTE RECOMENDABLE! © 2017 Culturalmente Incorrecto





Naxos Records, a member of the Naxos Music Group